jueves, 13 de noviembre de 2008

Antes y ahora

Cada vez que quedo con mis viejas amigas (que no amigas viejas ;) ) del cole, parece que seamos unas viejecillas hablando de cosas sucedidas hace mil años!.

Nos pasamos las horas contándonos nuestras vidas y recordando a la gente que no ha podido venir, riéndonos de lo que vivimos hace años y comparándonos con los jóvenes de ahora (como si ya no fuéramos jóvenes jajaj), lo dicho, parecemos unas abuelas!.

A los 18 subíamos en autobús a casa, pero en "el autobús de las 10:15" era el último, y volver más tarde de esa hora era impensable! ahora? a los 18 nuestros hermanos menores vuelven muchos cuando quieren, otros tienen hora pero nunca es antes de las 2... hablando sobre esto parecemos nuestras madres que siempre nos dijeron eso de "¿que es eso de volver a las 3? a tus años yo tenía que estar en casa a las 9!!!" los tiempos cambian y los horarios también, contestabamos nosotras.

Hace unos años oí a alguien criticar a su vecina pq esta salía de casa los sábados a las 11!! uhh que barbaridad! jajaja yo me reía cuando lo escuché pq yo misma salgo a veces más tarde y es que cada vez vamos retrasando los horarios que, como decía esta mujer que opinaba sobre la vida de su vecina "! va a acabar saliendo a la hora de volver"!los tiempos cambian pero a las mentalidades les cuesta más adaptarse.

8 comentarios:

Apesardemi dijo...

JAAA!! Cómo pasan los años y cómo cambian las cosas, parece mentira.

Nos hacemos viejos (unos más que otras) ;)

Saludos

X dijo...

Jeje, yo nunca he tenido hora de llegada, pero es verdad que cada vez se sale más tarde, y con el botellón y toda la pesca acabas entrando a los sitios a las tres o las cuatro, que tampoco es plan.

MalaMalísima dijo...

La verdad es que yo también salgo tardísimo, siempre nos acabamos liando.
Que chulo es recordar viejos tiempos.

quedaprohibido dijo...

Esos momentos en los que recuerdas viejos tiempos me encantan, cosas por las que lloraste ahora te hacen gracia, y siempre piensas que eran mejores tiempos, pero eso pensaremos de este momento dentro de cinco años, es ley de vida

Nat dijo...

Qué genial es recordar, la nostalgia es buena de vez en cuando...
A mi me gustaría tener 18 otra vez pero con la experiencia (ejem) la sabiduría (doble ejem) y la madurez (triple ejem) de los 28...

besos

simplemente yo dijo...

Es normal q las cosas cambien y gracias a Dios,, jaja es verdad q al mirar hacia atrás siempre nos sentimos super mayores.. besos
PD: A mí la canción de Paolo Valesi con Alejandro Sanz tb me encanta.

Parisina dijo...

Qué curioso que cuanto más tarde sales de fiesta mejor te lo pasas...Será que no te da tiempo a cansarte, ji ji

aaa dijo...

A mi nunca me pusieron horarios y creo q más o menos siempre he sido prudente, menos cuando me lo estaba pasando tan bien q he vuelto a casa a las 9 o 10 de la mañana, pero he rayado con mensajes a mis padres diciéndoles q estaba bien, solo un poco borracha y q lo más importante me lo pasaba muy bien.
Ahora q estudio fuera de casa ya no tengo q rendir cuentas a nadie y es curioso, pocas veces me lo paso tan bien como antes ¿serán los años? lo más tarde q llego algún día raro es a las 6 y lo normal a las 4.
Un beso